Cosas que hacer una semana antes de la mudanza

Después de semanas o meses de preparación y planificación, tras decidir un montón de detalles importantes, el día de la mudanza se acerca. En una semana va a mudarse, y puede que le falte tiempo, que los días no le cundan porque los tiene muy ocupados.

La semana antes de la mudanza, debe prestar especial atención a los detalles finales, por si hay algún cabo suelto que se le ha pasado por alto. Hay que repasar todo detenidamente, así podrá estar más tranquilo y no tendrá la incertidumbre de si se le olvida algo.

Y por fin el día de la mudanza está a la vuelta de la esquina, está todo casi listo para trasladarse a su nuevo hogar, tiene muchos detalles ya controlados, pero es el momento de dar los últimos pasos, ya está casi todo preparado y organizado. Si va a contratar una empresa de mudanzas para que se encarguen del trabajo, la empresa se va a encargar de todo, por lo tanto el proceso de la mudanza debe ser una experiencia menos estresante.

La semana antes de la mudanza debe asegurarse de que todas las cosas que va a llevarse están preparadas para empaquetar y transportar. Si va a llevarse los electrodomésticos como la lavadora o secadora, tienen que estar desconectados y en el caso del refrigerador o congelador hay que desconectar y descongelar con antelación, para que no haya fugas durante el transporte que afecten al resto de la carga. Así se consigue un transporte seguro y sin problemas.

Otra de las cosas que se pueden ir haciendo la semana antes de la mudanza es ir quitando los diferentes accesorios que puedan haber por la vivienda, como por ejemplo barras de cortina de ducha, barras o perchas para colgar toallas. También es interesante ir desenchufando los cables de los aparatos electrónicos que no se vayan a usar y que se tengan que empaquetar y cargar en el camión de la mudanza. No deje de confirmar con su empresa de mudanzas. Si necesita un guardamuebles este es el momento de contratarlo.

Hay que comprobar en el caso de que se vayan a transportar los muebles, que no contengan nada en su interior. También hay que revisar bien todos los armarios, altillos, estanterías, balcones, lugares de almacenamiento para recoger todas las pertenencias y que no se olvide de coger nada.
Hay que clasificar e indicar los objetos que requieren una atención y manipulación especial. Así como hay que ir clasificando todo lo que se va a incluir en la mudanza, cosas como artículos de cocina, productos de baño, ropa de cama, toallas, para empaquetar todo por separado.

Es conveniente llevar un listado y un control de todos los bultos, cajas u objetos que se van a incluir en la mudanza para poder comprobar posteriormente que todo llega a su nuevo hogar en el mismo estado en el que estaba en su anterior vivienda.

Cosas que hacer 2-4 semanas antes de la mudanza

Una mudanza es un proceso que requiere tiempo, en ocasiones conlleva semanas o meses de preparación y planificación, para decidir un montón de detalles importantes. El día de la mudanza cada vez está más cerca, en las próximas semanas va a mudarse, y tiene que tener todo claro para el gran día.

Así pues las semanas previas a la mudanza, debe prestar especial atención a ciertos detalles. Hay que repasar todo detenidamente, y para ello puede seguir unos sencillos pasos que pueden servir de guía.

Si ha contratado una empresa de mudanzas para que se encarguen del trabajo, la empresa se va a encargar de todo, por lo tanto el proceso de la mudanza debe ser una experiencia menos estresante.

Las semanas que faltan para la mudanza, le pueden servir para informar a la empresa de mudanzas de cualquier cambio que tenga que realizar. Es importante que la empresa esté al corriente de todos los detalles relacionados con la mudanza. Hay veces que los detalles, por pequeños que sean, se deben comunicar a la empresa de mudanzas, ya que puede resultar que se necesite añadir algún servicio o si se va a tener que usar una grúa o una plataforma elevadora.

La empresa de mudanzas debe disponer de toda la información necesaria para llevar a cabo la mudanza. Debe facilitarle a la empresa su dirección actual así como la dirección de destino. Por otro lado debe indicarles su número de teléfono para que puedan llamarle por teléfono en caso de necesitarlo.

Las 2 o 4 semanas antes de la mudanza es interesante ir clasificando y empaquetar los objetos que se va a llevar y que no son esenciales ni va a necesitar durante esas semanas. Se pueden ir empaquetando las cosas que están en las habitaciones que no se usan o que sirven como espacio de almacenamiento.

Con una planificación y siguiendo un orden, las semanas previas a la mudanza tendrá tiempo para dedicárselo a todos esos detalles fundamentales a la hora de llevar a cabo una mudanza.
Si todavía no ha contratado una empresa de mudanzas para que le ayuden con su mudanza, aún tiene tiempo para ponerse en contacto con ellos y así consultar todo lo necesario para estar bien informado. Así tendrá tiempo para organizar y planificar todo sin que le falten horas o días para hacerlo todo.

Por lo tanto esas semanas que quedan por delante son ideales para que se vaya mentalizando de todo lo que tiene que hacer.

Cosas que hacer 4-6 semanas antes de la mudanza

Una mudanza es una tarea que requiere bastante tiempo de preparación y planificación, que se necesita para decidir un montón de detalles importantes. El día de la mudanza cada vez se acerca más, y en las próximas semanas va a mudarse y tiene que tener todo preparado. Así pues, esas semanas previas a la mudanza, debe prestar especial atención a ciertas cosas.

Hay que repasar todo lo necesario prestando mucha atención a los detalles, y para ello puede seguir unos sencillos pasos que pueden servir de guía.

Si ha contratado una empresa de mudanzas para que se encarguen del trabajo, la empresa se va a encargar de todo, por lo tanto el proceso de la mudanza debe ser una experiencia menos estresante.

Las semanas que faltan para la mudanza, le pueden servir para informar a la empresa de mudanzas de cualquier cambio que tenga que realizar. Es importante que la empresa esté al corriente de todos los detalles relacionados con la mudanza. Hay veces que los detalles, por pequeños que sean, se deben comunicar a la empresa de mudanzas, ya que puede resultar que se necesite añadir algún servicio o si se va a tener que usar una grúa o una plataforma elevadora.

La empresas de mudanzas están especializadas en varios tipos de mudanzas, realizan todo el trabajo y pueden informarle de todo lo que necesite, ya que cuenta con experiencia en el sector.

Las 4 o 6 semanas antes de la mudanza es interesante ir clasificando y empaquetar los objetos que se va a llevar y por otro lado separar los que no son esenciales ni va a necesitar durante esas semanas. Se pueden ir empaquetando las cosas que están en las habitaciones que no se usan o que sirven como espacio de almacenamiento. Antes de empaquetar hay que reducir las cosas haciendo limpieza. Hay que deshacerse de todo lo que no sea necesario, puede tirar, vender, donar sus objetos, ya que hay muchas cosas que no usamos o que están almacenadas.

Si va a mudarse tiene que modificar los datos de contacto donde se necesite, datos como nueva dirección, luz, agua, gas, teléfono, Internet, etc…Con una planificación y siguiendo un orden, las semanas previas a la mudanza tendrá tiempo para otros detalles importantes.
Si todavía no ha contratado una empresa de mudanzas aún tiene unas semanas por delante. Así tendrá tiempo para organizar y planificar todo, ya que nada mejor que contar con ayuda profesional que garantice una mudanza perfecta.

Cosas que hacer 6-8 semanas antes de la mudanza

Si tiene planeada una mudanza para dentro de unas semanas, tiene que tener en cuenta el tiempo que tiene que invertir en todas las tareas. Una mudanza es una tarea que requiere preparación y planificación. Así pues, esas semanas previas a la mudanza, debe prestar especial atención a ciertas cosas y detalles que son muy importantes en una mudanza.

Hay que repasar todo lo necesario, las empresas de mudanzas están especializadas en varios tipos de mudanzas, realizan todo el trabajo y pueden informarle de todo lo que necesite, ya que cuentan con experiencia en el sector.Si ha contratado una empresa de mudanzas para que se encarguen del trabajo, la mudanza va a ser una experiencia menos estresante.

Como todavía quedan algunas semanas para la mudanza hay detalles que todavía no puede ultimar, si que hay cosas que puede ir haciendo para adelantar tiempo.

Empresas de mudanzas

Si dispone de tiempo puede ir contactando con la empresa de mudanzas para que informen de todos los servicios y de todo lo necesario, así puede hacerse una idea estimada de lo que va a necesitar y de más o menos lo que le va a costar la mudanza. Tenga en cuenta que interesa contactar con tiempo para evitar problemas, conviene tanto para la empresa como para usted.

Las 6 o 8 semanas antes de la mudanza puede contactar con la empresa de mudanzas para ir reservando el día o la fecha en la que se tiene que mudar. Hay que contar con que se necesita bastante tiempo para planificarlo todo. Aún tiene unas semanas por delante, así tendrá tiempo para organizar y planificar todo, así que es buen momento para deshacerse de todo lo que no es necesario, puede tirar, vender, donar , o hacer lo que quiera con todos sus objetos.

Hay que saber de antemano que va a ser necesario en su mudanza, ya que seguramente se van a necesitar herramientas, destornilladores, llaves de allen, llave inglesa, cutter, tijeras, etc…
También tenemos que saber los materiales necesarios que se van a necesitar como cajas de cartón, cajas de cartón reforzadas, cajas a medida de cartón o madera , papel de burbuja, papel de embalar, corchos, cinta de embalar. Tenga en cuenta que hay ciertos objetos que son más frágiles que otros, por lo tanto si no se protegen adecuadamente pueden romperse o dañarse durante el transporte en el camión de la mudanza.

Por todo lo anteriormente citado es conveniente contratar una empresa de mudanzas para que se encarguen de todo el trabajo.